La recogida selectiva de residuos urbanos aún no llega al 20%